viernes, 4 de marzo de 2016

No estoy bien (y eso está bien).

Aclaración: este texto fue escrito originalmente en mi tablet el día Domingo 28 de Febrero de 2016).

El día de hoy quiero hablarles de algo que me ha estado pasando, algo que no había sentido desde hace algunos años, algo que estuve acumulando desde hace algún tiempo y no se los estuve diciendo por una cuestión de que pensaba que no era nada, que eran tonterías mías, entre otras cosas. Pero me pasa algo y creo que es correcto ser honesta con ustedes al respecto.
Cuando escribo en el blog siempre quiero transmitir energía, buena onda, alegría más que nada. Quiero que noten el entusiasmo que tengo, las ganas por leer, escribir, compartir lo que opino como ustedes. Como si quisiera estar con ustedes y que me sientan más cerca, por así decirlo.
Y, más que nada desde que comencé la facu, noté una impresionante traba a la hora de escribir, me encuentro en una especie de bloqueo lector que estoy sacando adelante de a poco, me siento poco motivada, las ideas no fluyen tan frecuentemente como antes y así sucesivamente. No estoy diciendo que me cansé del blog o que lo estoy abandonando. El blog no es el problema, soy yo.
El comienzo de una nueva etapa, ser mucho más independiente en mi vida, alcanzar un nuevo grado de madurez y de responsabilidad se me hace bastante difícil, son muchos cambios al mismo tiempo, sumado a que mucha gente que quiero muchísimo comienza una nueva etapa y siento que me están dejando un poco atrás y yo a ellos, al comenzar una nueva yo también.
Las personas crecen, el tiempo cambia las cosas y los vientos hacen que cambiemos de rumbo miles de veces en esta vida. A estas alturas, no sé en dónde estoy parada aunque así lo parezca, trato de descubrir algo en mi que no sabía que estaba y trato de seguir los pasos de un camino que siento borroso. La carrera que estoy estudiando, por el momento, me gusta mucho, estoy encantada. Estoy terminando los trabajos finales que espero aprobar para poder comenzar a cursar tranquila, entre otras cosas más.
Repito, muchos cambios me azotaron de repente y creo que lo que me hizo caer en la ficha de que no estoy tan bien como creía estar es de haberme enterado de algo que en serio hubiera preferido no saber.
Ustedes dirán "Fedra, los cambios no son la excusa de que estés mal". Hay días que si, siento que estoy siendo irracional, que me hago la cabeza y que me pongo mal por nada, pero esta vez siento que esta tristeza es diferente, esto que siento es similar a algo que sentí, pero al mismo tiempo es diferente.
En realidad, no tengo de qué quejarme: de momento me va bien en una carrera que me gusta, estoy sana, mi familia está sana y bien, mis amigos están viviendo bien y son felices. Entonces, ¿por qué yo no puedo serlo?
Muchas preguntas se vinieron a mi mente, muchas cosas me llevaron a plantearme y replantearme otras y me di cuenta de que me falta algo, pero no sé lo que es: si algo material, algo espiritual, pero sé que es algo. Y siento que es mi deber encontrar eso y hacerlo parte de mi vida para poder estar feliz. Siento que hay un vacío en mi y quiero solucionarlo, porque quedarme estancada no es la solución ni mucho menos. Ya estoy grande y no puedo esperar a que nadie venga a resolverme la vida.
No quiero dar por sentado que les doy las gracias nuevamente por entender las situaciones, las cosas nuevas y todo lo demás que está en el blog. Créanme que para mi también es complicado, pero quiero sacar a este blog y a esta familia que formamos entre todos de a poquito y de la manera más correcta y que más me haga feliz, de momento.
************************************************************
(Lo siguiente fue escrito en el momento el día Viernes 4 de Marzo de 2016)

Bueno, como habrán visto, me enredé muchísimo en el momento que escribí eso. Estaba escuchando música, llorando y con el corazón hecho una pasa de uva. Estaba definitivamente muy conmovida.
Ahora, en este momento que estoy escribiendo esto, estoy un poco mejor. Decidí tomarme las cosas con calma y no dejar que la tristeza o el malestar o el enojo me ganen, porque sé que yo no soy así. Quiero verle el lado luminoso a la vida y quiero seguir adelante en la vida.
Como dije anteriormente, no tengo nada de que quejarme y me di cuenta de eso. Releer aquel texto me hizo darme cuenta de las cosas buenas que tengo que ver en mi existencia: ustedes, mi familia y mis amigos son los que me hacen feliz. Son los que me hacen quien soy y no voy a dejar de quererlos nunca en la vida.
Estar bien está buenísimo, pero llega un momento en el que no nos damos cuenta de lo felices que somos, hasta que llega algo que nos da vuelta la vida y nos hace sentir medio mal. De vez en cuando, estar mal está bien. Porque después, con cada caída, aprendemos a aprovechar la felicidad a cada instante.
Si están en una situación similar de tristeza, de soledad o lo que fuere, quiero que sepan que no están solos en este mundo: siempre hay alguien que va a estar para nosotros. No tienen que ser fuertes o estar felices todo el tiempo, porque somos humanos y no sentir es imposible. Seamos resilientes, aprendamos de los dolores que la vida nos trae y tratemos de sacarle algo bueno.
Les agradezco una vez más por leer y espero que nos veamos muy pronto :)

6 comentarios:

  1. siempre que hay un cambio rotundo en la vida de una persona suelen pasar estas cosas, ya te vas a adaptar a tu nueva vida y vas a seguir escribiendo como antes. el cambio de la rutina es lo que pasa. saludos

    ResponderEliminar
  2. Hola, Fedra. Entiendo perfectamente la situación por las que estás pasando como autora y como persona. Hay momentos en los que nos preguntamos por qué no somos felices si lo tenemos todo, como un vacío que anida en algún rincón de nuestra vida. Y tras un momento de reflexión, aprendemos a valorar y a revalorar todo lo que nos rodea. En cuanto al blog en sí, es bueno que decidas tomarte tu tiempo, disfrutar de tus nuevas experiencias en la universidad y de todas las grandes y pequeñas aventuras que te reserva el próximo año.

    Además, creo que algunos -me incluyo- se sienten más que identificados con lo que has escrito. De mi parte, te banco completamente. :D Se nota la energía, el empeño y el gusto que ponés cada vez que escribís o compartís algo con la comunidad lectora. Que estos tiempos de cambios traigan nuevas experiencias, nuevas perspectivas y cosas aún mejores para vos. ¡Saludos! ^_^

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola Fedra! Me alegro mucho que hayas decidido ser sincera con vos misma y con los demás.
    Creo que hay etapas en la vida que nos pegan más que otras, y como vos dijiste efectivamente, a veces estar mal, está bien.
    Espero leerte cuando vos tengas el sentimiento de escribir sin una traba o lo que sea, los lectores del blog siempre vamos a respetarte :)
    Un beso grande.

    ResponderEliminar
  4. ¡Hola Fedra!
    Me has emocionado con tus palabras. Yo suelo sentirme así, como que hay algo que falta, pero casi siempre se me pasa cuando leo comentarios lindos en el blog que me inspiran a seguir. Pero hay que tomarse las cosas con calma, si sientes que en determinado momento te agobia escribir no tienes por qué hacerlo, es tu espacio y tu decides.
    Un beso enorme :D

    ResponderEliminar
  5. Te entiendo,y me alegra mucho de que estés estudiando una carrera que realmente te guste. Los cambios son necesarios y creo que ya encontraras la motivación para escribir en el blog.
    Besos!

    ResponderEliminar
  6. Hola Fedra! Te super entiendo, yo me senti igual cuando empece la facultad.
    Era como un lio de emociones que iban y venian. Tenia todos las pilas e iba con toda la onda, pero había momentos en los que me abrumaba mucho y no hacia mas que empezar a llorar. Es como si estuvieras empezando de nuevo la etapa de la adolescencia jajaja
    Pero esta bueno para descargarse. Con el tema del blog me paso tambien igual, pero son momentos... te vas a dar cuenta vos sola. Hay dias que no podes escribir nada y otros dias que lo necesitas porque ya forma parte de vos. Al blog lo tenes que disfrutar porque es una manera de expresarse y en mi caso, también relajarme y sacarme el estrés un poco de encima. Ademas de que hablo de cosas que me gustan jaja
    Y tene en cuenta que ahora vas a tener menos tiempo, pero no quiere decir que lo dejes tirado. Vas a escribir cuando veas que necesites hacerlo, y te va a salir solo. Esta buenisimo que tambien pienses en tu familia y en esas cosas que te hacen bien y te ponen feliz, de buen humor.
    Es otra etapa en tu vida en la que te vas a ir acostumbrando de a poco! Pero no te presiones ni nada, tomalo con calma y disfruta.
    Te deseo muchos exitos este año! Nos estamos leyendo, Anto ☺

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...