UN VIAJE INESPERADO | RENDIR EN VERANO.

¡¡Muy buenas!! ¿Cómo les va? ¿Qué andan haciendo con este calor? (si me dicen "en la playa" entro en depresión). Acá hace un calor de la san puta, pero hay que bancársela sobre todo porque... empecé a estudiar. Y mientras iba anticipando las cosas que tenía que preparar para rendir el mes que viene se me ocurrió que a lo mejor pueda tirar algún que otro consejo por si también están rindiendo en febrero, a lo mejor es la primera vez y no saben muy bien cómo organizarse (y, más que nada, les falta la motivación y la concentración). Así que, sin más que decir, LET'S GO.









ANTICIPACIÓN.


Este puede ser el consejo más obvio de todos, pero creo que en la vida universitaria es de los que más se pueden llegar a subestimar. Creo que cuando estamos en el secundario o en una etapa de estudio más "tranquila" podemos llegar a subestimar eso aún más. Sin embargo, si algo aprendí de la universidad es que ser organizado y anticiparte un poco es lo mejor que podés hacer. 

  • Antes de que empiece el mes de Febrero, marcá las materias que querrías presentarte a rendir
  • De allí, calculá el número de unidades que tenés que estudiar o planificá lo que quieras presentar en el final (hay materias que se rinden con finales orales donde preparás un tema, otros escrito donde tenés que estudiarte todo). 
  • Utilizá un calendario de tu elección que siempre puedas ver (puede ser analógico o digital) marcando la materia que toca estudiar ese día y la unidad a estudiar, así llegás tranquilo incluso aunque no sepas la fecha a rendir. Además, ahí podés tener un registro visible y confiable de "esto ya lo estudié" y la probabilidad de que te confundas en los temas es mínima. 


TRANQUILIDAD.


No sólo hablo de tranquilidad física, sino también de tranquilidad mental. Estamos a una altura del año donde puede ser complicado concentrarse por dos motivos principales: la mayoría de las personas se encuentran de vacaciones y el calor puede bajarte los ánimos para estudiar. 

  • Te recomiendo ponerte un horario donde justamente el calor no te vaya a pegar fuerte: temprano por las mañanas o por las noches. En beneficio a esto, las noches y las mañanas son ideales porque todo el mundo está dormido, las redes sociales no están tan activas y es menos posible de que te desconcentres. 
  • Cabe aclarar que, estudies de día o estudies de noche, requerís las 8 horas de sueño y las comidas diarias. Que el estudio no te afecte: acá no hay que ir a cursar y estamos más tranquilo, este puede ser un factor que puede jugar a tu favor si sabés cómo utilizarlo correctamente. 
  • Date un recreo de vez en cuando, ya sea "estudio por la mañana y a la tarde voy a la pile con amigos" o "toda esta semana estudio tranqui y el fin de semana lo paso con mi familia o amigos" o "estudio a la mañana y a la tarde y a la noche veo una peli/serie" o "me levanto temprano a la mañana, duermo siesta y sigo a la tarde". Si pasás 24/7 con el estudio, vas a estar tan sobresaturado de información que no vas a poder rendir bien


NO PÁNICO. 


Esta es otra obviedad, pero es la obviedad en la que la gran mayoría de los universitarios caen. 

  • No te asustes cuando, a la hora de planificar, veas todos los contenidos que tenés que estudiar. Vas a ver (y a todos nos pasa) que cuando nos ponemos a revisar los apuntes, siempre retenemos la mayor parte de los conceptos general: lo que queda es hacer un repaso general. No subestimes tu capacidad de memoria, porque cuando perdés la confianza en ella (y en vos mismo) ahí es cuando no te entran las cosas. 
  • Tenete paciencia si no podés entender X tema por el motivo que fuera. Podés llamar a un compañero para preguntar o incluso mandar un mail a un profesor, que la mayoría (por lo menos en mi experiencia) siempre ayudan y tienen la mejor onda para responder tus consultas. NO TENGAS MIEDO DE PEDIR AYUDA. Por otro lado, a lo mejor la respuesta esté en algún lugar de internet y no te hayas dado cuenta. Les juro... me ha salvado la vida. También podés recurrir a tus propias notas sobre la materia. 



REPASO GENERAL. 


  • Si llegaste a tiempo con los temas e incluso te sobra tiempo antes de la fecha del examen o incluso antes de que inicien las inscripciones, no te confíes tanto y dedicate a repasar los contenidos dos o tres veces por semana para cerciorarte de que los contenidos siguen intactos pero que también tu cerebro respire y no se sobre-sature. 
  • Aprovechá los últimos días para repasar aquellos puntos que tal vez tengas un poco flojos y también podés hacer algún modelo de examen (o usar exámenes de años anteriores) o pedirle a algún familiar o persona que tengas cerca que escuche tu ponencia/examen oral para ir practicando y estar más tranquilo seguro a la hora de entrar al examen. 
  • Los guiones pueden ser verdaderos salvadores. Ya sea para guardar las fórmulas que tengamos que utilizar o si tenemos que dar un examen oral, por si nos llegamos a perder o confundir. Imprimí o realizá distintas tarjetas que podés llegar a ser muy dependiente de ellas al principio pero, con el tiempo, vas a ver que incluso podés prescindir. Son nada más un ayuda-memoria extra que puede sumar un montón. 


***

Pero bueno... ¡Esto fue todo! Espero que les hayan servido estos consejos, que les vaya bárbaro si tienen que dar alguna materia en febrero o marzo, les deseo la mejor de las suertes y también me gustaría que me contaran en los comentarios si tienen una rutina para rendir en febrero o para rendir en general y de paso también nos ayudamos entre todos. 
Nos estamos viendo en un próximo post, ¡gracias por leerme!




Share:

4 comentarios

  1. Hola, buenísimos los consejos, estudiar en verano es la muerte, la muerte. Yo el año pasado dije, en febrero no rindo nada, pero en diciembre me dejé un montón de finales jaja. Voy a tener que dar alguno.
    El tener un calendario o cronograma ayuda un montón, para mí es re lindo terminar de leer los temas del día y ponerme a mirar una peli o alguna serie animada :)
    ¡Espero que en los finales de febero nos vaya bien a todos! Besos.

    ResponderEliminar
  2. No por favor, no quiero escuchar nada de estudio hasta la semana que viene, ahi dejo de tener vida hasta marzo aproximadamente, todos los consejos son muy utiles sobretodo si estas en los primeros años, luego cada uno se crea sus propios metodos no? yo a veces hago esquemas en afiches o escucho musica tranqui, me ayuda a relajarme y no comerme todas las uñas jajaja..suerte en los examenes y que empiecen los juegos del hambre (?

    ResponderEliminar
  3. Hola Fedra!!! Por más consejos que me dejes o por más consejos que lea, no les hago caso y entro en pánico!! JAJA En fin, son buenas cosas las que decís, justo mañana empiezo a estudiar. Un beso

    ResponderEliminar
  4. Hola, Fedra! Como estás? Yo todavía estoy en la secu, me faltan(con este) dos años, pero mientras iba leyendo me di cuenta que la gran parte de estas cosas las hago desde hace un montón. Lo principal es no estar con miedo, vos escuchás las clases y/o haces las actividades, así que ya sabés la gran parte. Para los exámenes sólo tenés que repasar tranqui.
    A mi cuando en el momento de dar los orales se me contagia el nerviosismo de lxs otrxs me pongo a meditar o a hacer respiraciones. Es algo que me ayuda muchísimo. Mientras me digo cosas como que ya sé lo que voy a dar y que ya re pasé. Cuando tengo que dar los orales de inglés o idiomas hago eso principalmente, me lo tengo que decir sino, entro en pánico y me olvido estructuras, verbos y todo lo posible jajaja
    Muy buen post! Muy buena idea!
    Nos leemos!
    Nati

    ResponderEliminar