MAQUILLAJE | TODO SOBRE LAS PREBASES

¡¡Muy buen domingo para todos ustedes!! ¿Cómo les va? ¿Qué andan haciendo? Acá hace un calor (otra vez) pero sigo rindiendo, sigo estudiando (o eso intento hacer) y trabajando... lo normal. Pero en fin, hoy quería traerles una entrada referida al maquillaje y, pensando y repensando, se me ocurrió tocar uno de los temas que siguen siendo un misterio para los aficionados al maquillaje: las prebases. Sin más charla... LET'S GO.






Las prebases, también conocidas como primers de maquillaje, son elementos considerados de cuidado y preparación de la piel para aplicar productos. Dependiendo de su función, estas tienen la oportunidad de corregir el tono, evitar los brillos naturales de la piel, hidratarla, disimular poros, arrugas o pequeñas imperfecciones. También sirven para unificar el tono de la piel y crear un lienzo uniforme con el cual será más fácil trabajar el maquillaje.

Por otro lado, son un método de protección contra el mismo maquillaje para evitar tapar los poros, lo que produce acné, manchas en la piel, apariencia cansada, apastelamiento de la base, separación de la base en la piel, entre otros efectos no deseados, por lo que alargaría la duración del maquillaje para un evento, ocasión especial o en el día a día. Además, pueden mejorar la pigmentación de los productos, para obtener mejores resultados y un mejor acabado en la piel.

En síntesis, son utilizadas para proteger la piel y prolongar la duración del maquillaje.

Como muestra la imagen, existe una visible diferencia entre la piel con y sin la pre-base.







Dependiendo del uso o finalidad que se le quiera dar a la prebase o de la parte del rostro en que queramos, existen distintos tipos de prebases dependiendo de la necesidad de cada uno. Es necesario tener en cuenta, antes de pensar en adquirir un primer, cuál es la función que le deseamos dar o qué efecto deseamos dar al maquillaje.

  • PRIMER HIDRATANTE (piel seca): para evitar el apastelamiento o que la base de maquillaje brinde a la piel una apariencia escamada (por piel muerta que reluce) es necesaria una prebase hidratante que aporte esa hidratación que evitará la escamación de la piel en zonas como la barbilla, frente, el contorno de los ojos o las aletas de la nariz. 
  • PRIMER LUMINOSO: esta está dedicada a aquellas personas que posean piel "apagada" o que quieran dar a la piel un aspecto luminoso que se exprese por debajo de la misma base de maquillaje. Esta es utilizada para fiestas de noche, también sesiones de fotos o para ocasiones especiales.
  • PRIMER MATIFICANTE (piel grasa): para evitar la aparición de brillo no deseado, el primer matificante sirve para crear una barrera entre el sebo natural que produce la piel y el mismo maquillaje. Deben contener 0% aceites para poder evitar en lo posible los brillos de grasa, especialmente en la zona de la barbilla, la frente, la nariz y las mejillas. También puede tener una protección solar para evitar manchas del sol, que pueden agravar el estado de la piel.
  • PIEL ACNÉICA: esta precisa una función de alisar la base de la piel ya que, por los poros o por el mismo acné, nos encontremos frente a un lienzo muy desigual. Esta clase de primers crean un efecto aterciopelado que brindará una apariencia de rostro uniforme. 
  • CORRECCIÓN DE COLOR: existen en el mercado distintos tipos de prebases con corrección de color que contrarrestan las hiperpigmentaciones de la piel, descoloraciones o simplemente unifican el tono. Puede ser para rojeces, manchas en la piel, cicatrices, etcétera.
  • PIEL MADURA: esta requiere una hidratación intensa y, de preferencia, sea de textura siliconada para disimular poros y líneas de expresión. También pueden contener elementos como ácido hialurónico u otro aceite esencial para mantener a la piel protegida y contra las arrugas. 
  • PIEL NORMAL: como este tipo de piel no tiene mayores complicaciones, es necesario mantener el estado y la buena calidad de la piel, por lo que un primer que mantenga la hidratación, evite manchas en la piel y proteja a los poros de ser tapados. 

Para el día a día, cosmetólogos recomiendan usar una prebase que, preferentemente, tenga: factor de protección solar, sea dedicada para alargar la duración del maquillaje y no obstruya los poros. 




La aplicación de la prebase (así como la aplicación de otros productos de maquillaje) es una cuestión de gustos o, más que nada, de costumbre. 

Sin embargo, es imprescindible tener rostro limpio previamente con un jabón específico para el rostro o tipo de piel e hidratado con un producto también específico para nuestro tipo de piel y dejar que éste se absorba de 3 a 5 minutos. Desde luego, también es necesario tener limpias las manos si se aplicará la pre-base con esponja o con los mismos dedos.

El segundo paso es aplicar la prebase en 5 puntos claves (frente, los lados de nuestras mejillas, la barbilla y la nariz) e ir distribuyendo el producto sobre la piel, puede ser con esponja, brocha o las mismas yemas de los dedos (se recomienda la yema de los dedos). Es importante hacer movimientos suaves para que la piel no se irrite e ir con movimientos empujan al producto contra los poros para sacar el mayor provecho al producto. 

Al igual que con una crema hidratante, es necesario esperar un determinado tiempo (3 a 5 minutos) para que la prebase se absorba y, fundamentalmente, para que no se haga un engrudo entre la pre-base y la misma base de maquillaje y los otros productos que vayamos a colocar por encima de ésta. 


*****

Pero bueno... ¡Esto fue todo! Espero que les haya gustado este post, que les haya servido o les haya sido útil de alguna forma y, también, que se hayan quitado la duda si tenían la pregunta de qué carajo estaban usando los gurús de maquillaje. antes de ponerse la base. 

Quería agradecerles un día más por estar del otro lado de la pantalla y, por último, invitarlos el martes 20 de Febrero a estar pasándose por acá para una nueva etapa de mi vida y, también, en el blog. ¡Los espero! 




Share:

5 comentarios

  1. Wooooow. Como total noob del maquillaje SÍ, me ha pasado de que me están maquillando antes de una presentación y me quedo como "¿qué carajos me está poniendo?". No tenía idea de que existieran las prebases siquiera OTL Espero ir aprendiendo un poco más del tema, ya que es algo que cada vez me gusta más~

    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  2. Te quedó re lindo el blog, la nueva cabecera es mucho más personal, te recontra felicito, da una esencia tuya muy linda.
    Con respecto al post, yo casi no sé de maquillajes. El otro día, quería probar el rimel, así que le mandé unos audios a mi amiga explicandole qué quería y en una le dije: "necesito algo así como un acrílico negro para las pestañas. No esa cosa horrorosa que paree que te saca el ojo, como si te quisieras torturar." si, jJAJA, imaginate lo que fue jajaj
    Nos leemos! Gracias por la entrada! Me zafas de andar haciendo un papelón jaja Auqnue con amugas mucho no cuenta

    ResponderEliminar
  3. Hola Fedra! Me gustó mucho la entrada y el rediseño de tu blog♥ Que genial! En cuanto al maquillaje, la verdad es que se poco y nada y realmente no uso mucho salvo por ciertas ocasiones, pero no tengo una prebase y por lo que decis me parece que me voy a comprar una.

    Muy buena entrada! Saludos!

    ResponderEliminar
  4. Hola, Fedra!
    Antes que nada, muy lindo el nuevo diseño :D
    En cuanto a la entrada, no suelo ponerme maquillaje muy seguido. Lo uso para ocasiones especiales (eso sí, el delineador es un must). Pero me pareció interesante lo que escribiste. Voy a tenerlo en cuenta porque es súper importante cuidar la piel.
    Gracias por los consejos!
    Besos

    ResponderEliminar
  5. ¡Hola!
    Me encanta tu blog <3
    Yo soy muy básica con el maquillaje ya que al tener párpado caído no puedo hacer demasiado. A veces tapo mis pecas y otras no, depende del día.
    Suelo hacerme algo así como smokey eyes pero con un negro más bien claro y colores como dorado, rosa perla y demás.

    ¡Saludos!

    ResponderEliminar